El edificio

Ver galería fotográfica

El inmueble que desde 1991 presta su espacio al Untzi Museoa-Museo Naval de San Sebastián es uno de los contados edificios de la ciudad que sobrevivió a la voracidad destructiva de las tropas anglo-portuguesas que tomaron la ciudad en 1813. Este edificio, construido en el siglo XVIII, es además el único vestigio arquitectónico del Consulado de San Sebastián que ha llegado a nuestros días.

La Casa-Torre fue creada por el Consulado para controlar la actividad portuaria y la prestación de servicios diversos: vigilancia de las entradas y salida de barcos, cobro de impuestos de amarre, control de carga y descarga, mantenimiento de muelles y fondos en buen estado, preservación del orden y la seguridad en los muelles y los barcos, control de la labor de atoaje, auxilios marítimos, control y suministro de lastre de arena y piedra, etc. Durante tiempo indeterminado fue utilizada también como Escuela de Náutica.

Hasta mediados del siglo XIX fue el único edificio situado extramuros, en la zona portuaria. Aun cuando se desconoce la fecha exacta de construcción, ésta debió efectuarse a mediados del siglo XVIII. Su presencia se detecta ya en un plano de San Sebastián de 1760, con la denominación “Casa del Consulado”.

Después del incendio y destrucción de la ciudad en 1813 la Casa-Torre se convirtió en sede oficial del Consulado y de la Cofradía de Mareantes de San Pedro.

En el diccionario de Pascual Madoz, editado en 1845-50, se alude a la Casa Torre del puerto de San Sebastián como “depósito de cadenas, cables y otros elementos de socorro”. En fecha indeterminada del siglo XIX la Casa-Torre pasó a manos del Estado convirtiéndose en dependencia del Ministerio responsable de obras públicas y puertos. En una fotografía de finales del XIX o comienzos del XX se lee en la fachada del edificio un gran rótulo que delimita su función: “Obras Públicas y Auxilios Marítimos”. Para entonces el Teniente del puerto había pasado a residir en otro edificio cercano al muelle.

En julio de 1936, durante los primeros días de la guerra civil, fue utilizado como refugio por los vecinos del muelle ya que en él se encontraban más protegidos contra el fuego cruzado y las balas perdidas.

Hasta 1988, año en que comienzan las obras de habilitación de la Casa-Torre como Museo, el edificio cumplió una serie heterogénea de funciones. Además de domicilio del capataz y encargado de muelles, sirvió para alojar la lancha del farero de la isla, el equipamiento de los buzos del puerto y los utensilios del servicio de limpieza y obras del muelle. Llegó incluso a ser utilizado como vivienda de un chófer de la Delegación de Obras Públicas y oficina para la matriculación de coches.

Hasta los años setenta la Casa-Torre siguió siendo vivienda del capataz del muelle. Transferido al Gobierno Vasco el edificio pasaría finalmente a manos de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

Para mayor información sobre la historia del edificio:

Galería Fotográfica

Contacto

Visita el museo

De martes a sábado:
De 10.00 a 14.00 y de 16:00 a 19:00 h.

Domingos y festivos:
De 11.00 a 14.00 h.

24 y 31 de diciembre:
De 10.00 a 14.00 h.

Lunes cerrado. 1, 6 y 20 de enero y 25 de diciembre cerrado.

Tarifas, grupos, cómo llegar...

Facebook Youtube Rss

Untzi Museoa - Museo Naval
Kaiko pasealekua, 24 - 20003 Donostia (Gipuzkoa).
Tel.: +34 943 430051. Fax.: +34 943 431115.
E-mail: mnaval@gipuzkoa.net

gipuzkoa.net
© 2014 Dirección General de Cultura - Diputación Foral de Gipuzkoa ·